Té verde Genmaicha japonés: sabor tostado

Continuamos en nuestro Tea Time con otra variedad de té verde japonés, Genmaicha. Un té verde muy famoso en Japón que, a modo de curiosidad, se consideraba en el pasado como de grado bajo, dado que se mezclaba té con arroz. Vamos, un “empredado a la japonesa” que se ha ganado su popularidad por méritos propios.

El té verde japonés Genmaicha que disfrutamos hoy se compone de té verde sencha japonés, arroz integral tostado y trozos de palomitas, aderezado con té matcha en polvo para darle más sabor. En este caso el matcha sería como una especie de glaseado.

En el aroma que desprende de buenas a primeras predomina el del té verde, siendo muy suave. Preparamos la infusión, con agua a temperatura moderada (unos 70º), que dejamos reposar un par de minutos después de que llegue al punto de ebullición. El tiempo de infusión lo alargamos un poco más del habitual para el té verde (unos 3 minutos), a fin de que el arroz integral se infle y acabe dando más sabor a la infusión.

Una sorpresa de los más agradable para el aroma incluso antes de llegar a probarlo. En el momento que vertimos agua viene un aroma muy agradable, y el arroz coge el protagonismo en este aspecto. En ese momento entiendes el porqué del nombre de este té. Genmaicha significa, traducido literalmente del japonés, “té de arroz integral”.

Un sabor muy bueno, suave y denso, en el que se combinan tanto el té como el arroz. Se nota el gusto tostado, que deja muy buena sensación en la boca de buenas a primeras. El color de la infusión es de un verde oliva, un poco turbio dejando poso en el fondo de la taza. Y el último regusto que se queda, como no podia ser de otra manera, és el del té verde matcha, para que no os olvidemos que estamos tomando té.

Por su sabor tostado es una muy buena opción para ahora que empieza a hacer frio. Además, esta variedad ayuda con las digestiones pesadas, y al estar mezclado con arroz tiene menos cafeina que si tomáramos un té verde puro normal.

Comments are closed.